* Spa Rústico * Centro de Terapias y Cultura *

Spa rustico Centro de terapias y Cultura
Bien estar y vida

Estamos en la búsqueda de nuestra esencia natural, volver a nuestras raíces, construir una filosofía de vida que nos de tranquilidad y paz en un mundo cada vez más exigente y materialista. Todo esto por medio de terapias y diferentes actividades culturales para el desarrollo integro del ser humano, cuerpo, mente y espíritu.

Terapias naturales

En esta búsqueda de mitigar y poseer medidas alternativas para mejorar la salud y los desequilibrios existentes en el cuerpo, Reiki, Biomagnetismo, Fitoterapia, Flores de Bach, Homeopatía, Masoterapia, Temazcal, Productos Naturales, etc., son el aporte esencial conectado con la sabiduría ancestral para la curación y así mejorar la calidad de vida de todos los seres, con el equilibrio perfecto del mundo natural.
Las terapias alternativas son también muy beneficiosas para personas que necesitan encontrar un equilibrio entre cuerpo y mente o que tienen problemas de tipo emocional como ansiedad, estrés, depresión e incluso insomnio. Además, si queremos ayudar a cicatrizar heridas o mejorar la circulación sanguínea encontraremos muchas plantas medicinales que ayudarán a solucionar estos problemas u otros como dolencias musculares. En algunos casos curan enfermedades y en otros alivian los dolores o ayudan a prevenir que determinadas patologías aparezcan de nuevo.

Somos lo que pensamos y lo que comemos.

Nuestros pensamientos negativos, ya sean culpas, temores, miedos, frustraciones, rabias, etc. son determinantes en nuestra salud ya que inciden directamente en nuestro organismo afectando nuestras células y luego los órganos, es decir nuestros pensamientos positivos son energía vital para nuestras células y nuestro espíritu, de esto depende también el cambio de actitud por sensaciones de seguridad, fortaleza, salud y bienestar.

Lo que comemos

Físicamente estamos construidos por millones de células, para sobrevivir cada una debe alimentarse. La salud de estas estructuras depende de la recepción de los nutrientes que necesitan para funcionar.

La sangre transporta estos nutrientes a las células y absorbe los productos de desecho. La sangre recibe estos nutrientes de los alimentos que ingerimos recogiéndolos principalmente de las paredes intestinales. La sangre se limpia de los productos de desecho que recoge de las células por medio del hígado y de los pulmones.

El punto más importante de recordar es que la sangre es neutral en el sistema de transporte, sí comes alimentos que son tóxicos, la sangre recogerá esas toxinas y las llevará a las células tal y como si fueran nutrientes. Si existe alguna deficiencia en los alimentos que comemos la sangre simplemente llega a las puertas de la célula con las “manos vacías”.

Así que lo que comes determina lo que la sangre transporta a las células, ya sea toxinas ó nutrientes y es por esto que para fortalecer todos nuestros órganos y sistemas es necesario saber que nutrientes necesitan las células y que toxinas u otras sustancias no necesitan, por lo tanto hay que incluir en nuestra dieta los nutrientes necesarios para la salud de todos nuestros sistemas y excluir los dañinos.

Importancia de las yerbas

La utilización de Plantas Medicinales o hierbas con fines curativos, se remonta a las primeras civilizaciones humanas, infinidad de remedios creados por la industria farmacológica actual están basados en ellas. En el presente, en diferentes males de la vida moderna también se usan, como por ejemplo vemos en hierbas para la depresión, de igual manera en tratamientos de estética, como es el caso del Ginkgo biloba, efectivo rejuvenecedor natural reconocido por sus increíbles propiedades antioxidantes. O el popular Ginseng, energizante natural para combatir el estrés y el cansancio o las plantas que actúan como afrodisíacos naturales y son utilizadas tanto por hombres como por mujeres.

El arte como terapia para el espíritu

El arte es una forma de manifestación del ser humano, más precisamente de sus pensamientos y sentimientos, por medio de la pintura, la música, la danza, el teatro, hasta la literatura, entre muchas más.

El arte es de vital importancia en la educación ya que es generador del desarrollo de la expresión creativa natural que todo ser trae consigo y estimula tanto las cualidades como los valores sociales, morales y la autoestima. Al mismo tiempo, tiene el objeto introducir a la persona en la dificultosa y fascinante tarea de la creatividad, la sensibilidad, la apreciación artística y la expresión, factores que contribuyen al espíritu creativo y social de todo individuo.

El Arte es una forma de la conciencia social que tiene por objeto satisfacer las necesidades espirituales de los hombres haciendo uso de la materia, la imagen, el sonido, la expresión corporal, etc. Sin el arte el mundo seria monótono si poder decir o expresa lo que sentimos y lo que vivimos. Este es el que nos permite expresar esas cosas del ser humano que el lenguaje no puede, que las palabras no nos salen para querer mostrar lo que pasa por nuestras cabezas, y cuando podemos expresar esto nos va a producir un gran placer intelectual su contemplación y esto nos lleva a ser más felices, aunque muchas veces no nos demos cuenta de esto.

Por otra parte, la literatura en sí es una forma de expresarse mediante la escritura, expresar los anhelos, los sentimientos, las fantasías, los mensajes, incluso el devenir de la vida.


Ama, respira, vive.
Observa cada amanecer de manera diferente.
Genera paz y entusiasmo. Sonríe. No niegues ni prohíbas nada.
Sé natural, no especules. Vive sin el reloj en la mente.
No seas posesivo. Se feliz sin depender. Aprecia un cuadro, píntate uno.
Cambia el peinado. Se jardinero. Sueña y realiza. Busca tu destino.
Seduce. Confía. Brilla con luz propia.
No te identifiques, eres solo un pasajero.
Reza. Guarda los secretos. Vuélvete niño. Cultiva el espíritu.
Cuida tu cuerpo. Conoce tus deseos.
Goza. Siente la lluvia. Canta tu tema preferido. Vuélvete creativo.
Estate atento, sé receptivo. Deja que la luna llena te hechice.
Cambia de rumbo. No critiques, ni condenes. Danza de forma erótica.
Siente el fuego. Confía en ti mismo. No te enfermes, purifícate.
Imagina de manera positiva.
Mata la rutina. Libérate. No controles, fluye. Usa la magia.
Vive sin miedos. No pongas trabas: sé simple.
¿Sabes quién eres?
Busca el éxtasis. No te apegues. Emociónate. No te preocupes.
Usa el tacto. Perfúmate. Sé flexible. Vence lo triste.
No dividas. Sorprende. Vive el presente. Eleva tu energía.
¡Despiértate!
Usa la conciencia, no la moral. No creas en la tradición, busca la causa.
Adáptate a los cambios. Salta fuera de la masa. No busques la seguridad.
Disfruta tu trabajo. Revuélcate en el pasto. Siente el silencio.
Brinda un servicio. Enamórate. Celebra. Supera las pruebas.
Confía en Dios.
No hagas daño. No reprimas lo que sientes. Mira a los ojos.
Respeta tu divinidad interior.
Relájate y haz meditación. Vence la pereza. Sigue tu vocación.
Amígate con tu soledad. Observa el cielo. Practica yoga.
Conéctate. No te dejes desacreditar, mantén tu postura.
Exprésate. No guardes rencor. Sé agradecido. Ama a alguien.
Abre la mente. No hables mal de los demás. Sé honesto y divertido.
Concéntrate en dar: así todos recibimos. Ordena tus cosas.
Cierra los ojos, busca lo místico.
Goza tus orgasmos con el Tantra y el Kamasutra.
Expándete. Comete errores: nunca dos veces el mismo. Llora.
No estudies, aprende. Interpreta los sueños. Usa el poder.
No marques el camino.
Confía en la intuición. Llama a tu ángel. Toma la energía del sol.
Estírate, pega el salto. No acumules cosas innecesarias. Ten una cita.
Escribe un poema. Respira profundo.
Haz un regalo. No cargues el pasado. Sé práctico.
Duerme 8 horas. Trabaja 8 horas. Goza 8 horas.
Dile no a los extremos. Confía en el plan. Busca la evolución.
No te dejes dominar. No generes demasiada expectativa. No te destaques.
Cocina tu alimento. Toma un masaje. Vive en secreto. Entra en un bosque.
No des todo por sentado. Descubre los mitos. Interpreta los símbolos.
Escribe una carta. Cultiva la telepatía. Ama a los animales.
Piensa con abundancia. Destierra la envidia. Siente el misterio.
Observa al universo, no tiene un tope.
No sufras por cosas que no existen. Usa tu libertad. No rindas cuentas.
Usa la alquimia. Pide descuento. Sube una montaña. Abraza un árbol.
Sé espiritual. No te apures. No te demores. Sigue tu ritmo.
Entiende bien algunas cosas. No hables demasiado.
No mires demasiados noticieros.
Vuélvete sabio. Mira para adentro. No eches culpas.
Realiza un viaje. Juega la vida.
Vuélvete artista.
Suéltate.
Siente tu alma: Ilumínate…
Del libro “Filosofía de la Libertad”.